Proa Comunicación colabora en la organización del II Campeonato Madrid SnowZone para periodistas

Madrid SnowZone, una de las pistas de nieve cubiertas más grande del mundo y la única de España, celebró el pasado domingo 2 de abril, el Segundo Campeonato Madrid SnowZone para periodistas, en el que se inscribieron 63 periodistas de 26 medios, entre los que están: Informativos Telecinco, MARCA, RTVE, Cadena SER, AS, Europa Press, Telemadrid, El Confidencial, Hearst Magazines, RNE, Expansión, Esdiario, Smark, EFE, Unika FM, Travesía, ADSL Zone, Tricksnowboard, Cinco días, Capital Noroeste, Cadena Ibérica Radio, PR Noticias, Gente en Cantabria, Capital Radio y Crónica Norte. Proa Comunicación ha colaborado en la organización de este evento, que se consolidará como una cita anual imprescindible para el sector de la comunicación.

Ignacio Diaz Cortes (Hearst Magazines) se proclamó campeón en la competición de esquí un año después de haberse lesionado en la primera edición. Hace un año, tras lograr el mejor tiempo en la primera manga, Ignacio se lesionó en la segunda. Y en esta edición, tras lograr el tercer mejor tiempo en la primera manga, arrasó en la segunda, proclamándose campeón por delante de Pablo Egea (MARCA), que repite posición en el podio, y Borja Fadón (Esdiario), que también repite tercer puesto. Una historia de superación que terminó con final feliz para el nuevo campeón. Por su parte, Andrés Novo (AS), campeón en la primera edición, se quedó en esta ocasión a las puertas del podio, logrando el cuarto puesto.

Como principal curiosidad en la modalidad de esquí, los cinco primeros resultados (además de los mencionados, el quinto fue Roberto Adeva de ADSL Zone), lograron superar el mejor resultado del año pasado, una marca de 39’38 con la que Andrés Novo se proclamaba campeón. De hecho, los cinco mejores bajaron la barrera de los 39 segundos en este orden: 1º Ignacio Díaz (37’16) 2º Pablo Egea (37’74) 3º Borja Fadón (37’78) 4º Andrés Novo (38’88) y 5º Roberto Adeva (38’97).

El snowboard se incluía por primera vez en el Campeonato Madrid SnowZone para periodistas y 9 medios (11 participantes) se acreditaron en esta modalidad. Estos riders descendieron antes debido a la necesidades de la tabla de snow en el deporte de alta competición. Marcos Chaves (Unika FM), Jorge Gala Díez (RTVE) y Carlos Marinho (Unika FM) formaron el podio de una modalidad que irá creciendo de cara a futuras ediciones. Todos los ganadores recibieron medallas, sintiéndose deportistas de élite en un día inolvidable.

Blanca Fernández Ochoa, jueza del campeonato

El II Campeonato Madrid SnowZone para periodistas contó con la participación como jueza de la medallista olímpica Blanca Fernández Ochoa, que acompañó a los participantes durante toda la jornada y compartió sensaciones con los participantes sobre el deporte blanco de alta competición. 

En palabras de Javier Villar, director general de Madrid SnowZone, “el principal objetivo de esta edición era hacer sentir de nuevo a los periodistas como si fuesen deportistas de élite, utilizando el formato de alta competición tanto en la modalidad de esquí como en la de snow”. Por su parte, María González, directora de marketing de Madrid SnowZone, destacó que “la segunda edición ha cumplido las expectativas de los participantes. Hemos incluido el snow como modalidad, que era una de las principales demandas de la primera edición, y se han sumado más patrocinadores al evento. Gracias a ello hemos podido hacer más regalos y sortear más premios”.

La jornada comenzó para los participantes con un clinic impartido por los técnicos del equipo de competición de esquí TECALP, que les dieron recomendaciones para afrontar la disputa de una prueba de slalom. Después, tras compartir un chocolate con churros para entrar en calor, a las 11:30 del mediodía dio comienzo la competición disputada a dos mangas y que tuvo como resultado tres ganadores por modalidad. En paralelo a esto, los más pequeños pudieron disfrutar de diferentes actividades en la nieve para todas las edades impartidas por los monitores de Madrid SnowZone.

Comunicación y periodistas de la era glacial

Yo lo llamaría Mister Comapu

Y no. No voy a hablarles de ningún animal o especie en extinción. Sino de lo que podría ser un nuevo concepto en el campo de la comunicación. Y permítanme que, primero, les aclare que entiendo la comunicación en sentido amplio. Muy amplio. Y, segundo, distinga entre lo que es comunicación de una empresa bien directamente al mercado, a través de los medios o de las redes sociales, lo que  podríamos llamar comunicación corporativa, y comunicación en el sentido de informar a la sociedad sobre la realidad, es decir, el periodismo. Este artículo versa sobre lo primero. No sobre lo segundo, aunque en algún momento haga alusión al periodismo, a los medios.

Aclarado este  punto, quiero subrayar que, aunque  muchos discrepen de mi teoría, la realidad es que las barreras que hace años separaban la comunicación stricto sensu  del márketing y la publicidad se han difuminado de tal forma que incluso han desaparecido.  Sí, lo siento. Y soy consciente de que mis colegas del mundo periodístico estarán poniendo el grito en el cielo en este Comunicarsemomento. Aunque no debería ser así, porque una cosa  es que los medios de comunicación tradicionales intenten (y creo que deberían esforzarse mucho más de lo que lo hacen) mantener la diferencia entre información y publicidad, y otra muy distinta es que para una empresa la comunicación corporativa sea un todo, la conjunción de todo.

 ¿Acaso no es comunicar una buena campaña de márketing  sobre un nuevo producto? ¿De verdad eso es muy diferente de la nota de prensa que se envía a los medios sobre ese producto? ¿Y no es también comunicar  divulgar un vídeo impactante y bien hecho sobre la nueva  imagen de una compañía que, además, se ha convertido en viral y  por ello se ha hecho un hueco en las noticias de la televisión? ¿Es eso menos comunicación que lo que se contó a unos periodistas en una rueda de prensa?

Esta simbiosis entre comunicación, márkerting  y publicidad, que ya se venía atisbando años atrás, se ha acentuado ahora por el auge de las redes sociales y la propia decadencia de la comunicación, el márketing y la publicidad. Me explico. 

El problema de la comunicación es que se apoyaba enormemente en los medios tradicionales, en la prensa escrita, la misma que hoy se desangra por todas partes por muchos motivos. Entre otros, porque no es capaz de ver que nadie va a pagar hoy por información que ya sabe desde ayer. O desde antes de ayer, como ocurre en Navidad y Año Nuevo, que no hay periódicos pero a ellos les da lo mismo que ahí está otra vez el discurso del Rey en portada. Así que o la comunicación abraza los nuevos medios, es decir, las redes sociales y los formatos que surjan, o entrará en el mismo proceso de extinción que los medios tradicionales.

Y el  problema de la publicidad es que tampoco funciona. Al menos la publicidad tal y como se entendía hace unos años. Los consumidores están cansados de que les bombardeen con anuncios tan explícitos, tan evidentes que casi llevan implícita la orden de “cómprame” y ahora sólo admiten actuaciones sugerentes, llamativas, que les entretengan, que les aporten algo, aunque sea una sonrisa. O una lágrima, porque hay anuncios magníficos en ese sentido, como éste.

La publicidad tradicional está caduca y para reinventarse se ha acercado al mundo del márketing, que siempre fue su hermano,  y al de la comunicación, del que estaba algo más alejado. Pura necesidad.

El terreno en el que ambos, comunicación y publicidad/márketing, están peleando para llevarse el ascua a su sardinaRedes sociales son las redes sociales, las “culpables” de esta dilución de conceptos.

Personalmente no creo que, esta simbiosis, bien abordada, vaya en detrimento  de la empresa que lo lleve a cabo. Muy al contrario. Creo que una alineación de las tres patas es clave para lograr la efectividad de los mensajes que la empresa quiere transmitir.  Y una pata puede aportar riqueza a la otra y viceversa. Hoy eso se ve con claridad en las redes sociales. Hay actuaciones de márketing que generan contenido para la comunicación corporativa y viceversa. 

Pero, insisto, para que esta simbiosis funcione, debe estar muy bien abordada.  Y eso,  al menos en mi opinión, exige el trabajo conjunto –no simultáneo, ni agregado, ni superpuesto- de buenos profesionales cada uno en sus respectivos campos. Porque estarán de acuerdo conmigo en que una cosa es  agregar y otra, muy distinta, integrar.  

Yo, al menos, estoy convencida en que el éxito de las compañías dependerá no solo de rodearse de los mejores profesionales en su campo, sino de crear equipos multidisciplinares y ponerlos juntos a trabajar.  ¿Han oído ustedes hablar de los hackathon? Quien sepa lo que son, ya me ha entendido.

@consuelocalle_

Directora de Proa Comunicación