Según las cifras de Inverco, el mercado de Instituciones de Inversión Colectiva (IICs) en España ha doblado su tamaño en los últimos cinco años. Entre el 31 de diciembre de 2013 y el 30 de junio de 2018, el volumen total en IICs (fondos de inversión, fondos de pensiones, Sicav, IICs inmobiliarias e IICs extranjeras) ha pasado de 344 Bn € a 591 Bn €, un incremento del 58%.

Según la CNMV, en España hay casi 120 Sociedades Gestoras de Instituciones de Inversión Colectiva (SGIIC) registradas. Adicionalmente, hay 36 gestoras internacionales asociadas a Inverco que comercializan IICs extranjeras a clientes nacionales, tanto minoristas como institucionales. Estas  gestoras aportan un dato de volumen a cierre de junio 2018 de 164 Bn €, cuando a 31 de diciembre de 2013 había 25 gestoras que facilitaban una cifra total de 55 Bn €.

El mercado español es, por tanto, una oportunidad de negocio para las empresas dedicadas a la gestión de activos, tanto nacionales como internacionales. Los avances de la tecnología, la arquitectura abierta, los bajos tipos de interés, o el crecimiento económico, son entre otros los factores que han impulsado la inversión en estos instrumentos financieros.

Sus ventajas, y su capacidad para optimizar la inversión, son claves para el crecimiento del volumen, porque los fondos aportan diversificación que aminora el riesgo, acceso a través de expertos a mercados, activos y zonas geográficas, amplio universo de productos disponible, fiscalidad favorable.

Cualidades de marca

Los especialistas en comunicación nos preguntamos  ¿cómo podemos ayudar al negocio de las gestoras?  Logrando que los distribuidores elijan fondos de nuestros clientes gestoras, como destinatarios de las decisiones de inversión para los suyos.

El primer paso es posicionar la marca de la gestora con las cualidades que la definen

Acciones de comunicación

El segundo paso es elegir los destinatarios, y las acciones de comunicación que se van a realizar,  para consolidar  la percepción de marca que la gestora quiere transmitir.

Para ello las acciones deberán diversificarse, en función del público y los contenidos que consigan un impacto mayor:

En conclusión, una estrategia de comunicación especializada en los contenidos, diversificada en las acciones, y centrada en los objetivos de negocio del cliente, es la mejor respuesta a las necesidades de aquellas gestoras que quieren aprovechar la pujanza del mercado de fondos español.

Javier Ferrer

Consultor de comunicación especialista en el mundo de las inversiones de Proa Comunicación